+562 2 714 8760
contacto@cabezaycuello.cl
La Concepción 191 Oficina 201, Providencia.

Cirugia de Parpados o Blefaroplastia

cirugia de parpados, blefaroplastia

La blefaroplastía o cirugía de párpados es el procedimiento quirúrgico que se utiliza para corregir los párpados superiores caídos y/o las bolsas que aparecen debajo de los ojos, con el fin de rejuvenecer, evitar aspecto de cansancio e incluso, en casos avanzados, interferencias en la visión.

 

La cirugía de párpados es una operación indicada para aquellas personas que tienen bolsas grasasen los párpados (sensación de hinchazón), y un exceso antiestético de piel. Normalmente son rasgos que aparecen a partir de los 35 años, pero pueden presentarse en personas más jóvenes con carácter hereditario.

 

La blefaroplastía consiste en retirar del párpado superior la piel y las bolsas mediante una incisión que queda escondida en el pliegue pasando desapercibida desde el primer momento. Cabe destacar que es este procedimiento es de rápida recuperación y poco edema y equimosis. Se debe diferenciar muy bien el exceso de piel exclusivo de la caída del párpado (ptosis) lo cual requiere un reimplante del músculo elevador del párpado.

 

En la cirugía de párpados la evaluación del exceso de piel y/o caída del párpado superior debe complementarse con una evaluación de la caída (ptosis) de las cejas lo cual es bastante frecuente especialmente en hombres aumentando el efecto de exceso de párpado y de mirada cansada siendo la solución correcta es el reposicionamiento de la ceja (lifting frontal).

 

En el párpado inferior la incisión se realiza cerca de las pestañas y cuando no es necesario retirar piel se puede optar por retirar solo las bolsas de grasa, mediante el abordaje interno (por dentro del párpado o abordaje transconjuntival). En la blefaroplastía inferior es más frecuente la presencia de equimosis.

 

La cirugía de párpados es por lo general muy bien tolerada, puede en ocasiones realizarse con anestesia local y ser de hospitalización transitoria. Dependiendo de la extensión del procedimiento puede realizarse vida doméstica normal desde el día siguiente y vida social desde 5 a 7 días postoperatorios.

 

La blefaroplastía busca eliminar la visión de rostro cansado-envejecido pero no persigue modificar la forma y/o expresión de los ojos, ya que si se intentara esto los cambios en el rostro pueden ser muy grandes y los resultados deficientes.

 

Aún cuando la cirugía de párpados implica un riesgo bajo pueden existir algunas complicaciones a tener en consideración como:

 

Conjuntivitis: infección de la conjuntiva y se trata localmente.

 

Ectoprión: Ocurre en la blefaroplastía cuando el párpado inferior queda caído y ligeramente revertido y se produce por un exceso de resección cutánea. Para tratarlo es necesario realizar un injerto de piel con el que se consigue un resultado estético aceptable. Ocurre raramente pero puede ser mas frecuente en reoperaciones o en pacientes con mal calidad de tejidos.

 

Queratitis: corresponde a la inflamación de la cornea dentro de la cirugía de párpados. Si bien es doloroso se recupera rápidamente con tratamiento local.

 

Hematomas: Es la acumulación de sangre que se produce cuando un vaso sangra después de la intervención. Raramente es necesario evacuarlo quirúrgicamente.

 

Epífora o Lagrimeo: Se produce cuando hay algún factor de irritación (hilo), una queratitis de exposición (resecamiento de la cornea), o a veces por una conjuntivitis infecciosa, en los tres casos se resuelven fácilmente. Puede ocurrir también por una alteración en las vías lacrimales, generalmente de origen inflamatorio y carácter transitorio.

 

.